Agrupación Para la Defensa del Paciente Psíquico de Lanzarote

Programa de Recurso Alojativo

El Programa Alojativo es uno de los programas centrales en el eje y funcionamiento del Centro de Rehabilitació­n Psicosocial El Cribo.

Actualmente no se ofrecen desde el entorno comunitario un apropiado rango de opciones de alojamiento y servicios residenciales insertos en la comunidad, y por lo tanto muchos de los esfuerzos de rehabilitación e integración de personas discapacitadas por enfermedad mental grave y prolongada pueden verse seriamente limitados y obstaculizados.

Con el Programa Alojativo no solo se trata de cubrir aquellas necesidades básicas y esenciales de cualquier ciudadano como es el de disponer de una vivienda digna y estable, sino el de trabajar por la autonomía de la persona con enfermedad mental, su integración laboral, además de su independencia e integración en la comunidad.

Desde nuestros programas de actuación, El CRPS El Cribo se ha planteado avanzar y consolidar una serie de recursos sociales que den respuesta a estas necesidades, por lo que se han creado los Proyectos de Viviendas y Plazas tuteladas.

Las Viviendas Tuteladas vienen a representar un lugar donde conviven un grupo de personas con enfermedad mental, en un clima de convivencia normalizado con la supervisión diaria de lunes a viernes de monitores, equipo técnico del CRPS El Cribo y profesionales de la Unidad de Salud Mental. En ellas conviven personas con enfermedad mental, los cuales no poseen suficiente nivel de autonomía y/o que no cuentan con la estructura familiar para cubrir y atender sus necesidades de alojamiento y soporte social propias de la enfermedad mental.

Las Plazas Tuteladas vienen a representar un lugar donde conviven un grupo de personas con enfermedad mental, en un clima de convivencia normalizado con la supervisión semanal de los profesionales del CRPS El Cribo. Los usuarios de este recurso poseen suficiente nivel de autonomía, y en la mayoría de los casos están insertados en el mundo laboral, pero necesitan “un hogar de transición” que brinde alojamiento y actividades rehabilitadoras de la vida diaria, habilidades sociales y comunitarias, con la pretensión de la normalización e integración social del usuario.